MIGUEL ROCA ABOGADO MEDIADOR CIVIL Y MERCANTIL
MIGUEL ROCAABOGADOMEDIADOR CIVIL Y MERCANTIL

Mediación Civil y Mercantil

Incluso los grandes problemas tienen solución.

Antes de acudir a la vía judicial vale la pena intentar solucionar los conflictos de forma amistosa.

Qué es Mediación?

 

La mediación es un procedimiento de solución de conflictos en el que varias partes intentan llegar a una solución que ponga fin a la controversia con la ayuda de una tercera persona experta en la materia, el mediador.
En un sentido amplio, es una forma extrajudicial de llegar a un acuerdo entre las partes que sea satisfactorio para todos y que fomenta la convivencia pacífica posterior. Nuestro ordenamiento lo permite en infinidad de materias e incluso anima a ello por dos grandes motivos;
1º. El acuerdo al que lleguen las partes siempre será más satisfactorio que el impuesto por una tercera persona ajena a la relación (Tribunal).
2º. La saturación de nuestro sistema judicial que, incluso contando con grandes profesionales, está colapsado por la enorme cantidad de asuntos a tramitar, como ha reconocido en diversas ocasiones el C.G.P.J.
En sentido estricto, se refiere al procedimiento extrajudicial de resolución de conflictos recogido en la Ley 5/2012, de 6 de julio, de Mediación en Asuntos Civiles y Mercantiles. En ella se recoge un procedimiento específico a seguir para la resolución de controversias y llegar a un acuerdo que finalmente tendrá validez y eficacia jurídica, en materias de carácter civil y/o mercantil sobre las cuales las partes tengan libre disposición, esto es, que no contradigan las normas imperativas del ordenamiento. Ello incluye numerosos campos en materia de familia, sucesiones, contratos, cumplimiento de obligaciones, propiedad, servidumbres, ...


¿En qué consiste el Procedimiento de Mediación?

 

La gran ventaja de la mediación es su flexibilidad. Ello permite poder amoldar el procedimiento a las necesidades del conflicto y de las partes implicadas en cuanto al lugar de celebración, horarios, fechas, desarrollo de las sesiones, ... todo ello lo acuerdan las partes con la ayuda del mediador, mientras que el proceso judicial es excesivamente rígido y formalista.
El procedimiento se realiza mediante sesiones sucesivas en las que las partes se reunen con el mediador, conjuntamente o por separado, y siguiendo un método de trabajo pactado se intenta llegar a un acuerdo final que solucione la controversia.

 

¿Cómo se desarrolla?

 

La mediación consta de cuatro fases;
1ª. La sesión informativa; en la que el mediador explica detalladamente la totalidad del procedimiento.
2ª. La sesión constitutiva; en la que se concreta la controversia, el procedimiento a seguir, lugar de celebración de las sesiones, costes, fechas, honorarios, ...
3ª. Las sesiones de desarrollo; en número variable, en función del tipo de controversia, de sus características, de las partes implicadas, ...
4ª. La sesión final y el acuerdo; en la que se fijan los acuerdos alcanzados y se da por terminado el procedimiento. Si las partes lo solicitan se elevará a escritura pública o su presentación ante el Tribunal para su homologación.
No existe un plazo legal de duración del procedimiento por lo que está en manos de las partes.

 

Destacar 3 aspectos positivos de la Mediación.


1. La flexibilidad del procedimiento.
Los procesos judiciales son bastante rígidos y formales. El procedimiento de mediación es mucho más flexible permitiendo a las partes variar numerosos aspectos procedimentales; lugar de celebración de las sesiones, fechas, duración, ...
2. La confidencialidad.
Los juicios son públicos, al igual que las sentencias. El procedimiento de mediación es confidencial; durante y después. Ello permite que las partes se expresen con mayor confianza y se traten cuestiones que en público se evitarían. En el mismo sentido impide revelarlas con posterioridad garantizando el respeto a dichas manifestaciones.
3. La voluntariedad.
Las partes deciden en todo momento si desean continuar o no. No están obligadas a continuar y pueden retirarse si consideran que el procedimiento se está haciendo inútil, acudiendo a la via judicial.

CONTACTO

Miguel Roca

Letrado I.C.A.I.B

nº3.306

Paseo La Rambla,

nº13, 1º Izquierda.
Palma de Mallorca

07003 Illes Balears

 

Concertar cita mediante

correo electrónico dirigido

a migueljroca@gmail.com

o llamando al teléfono

607.82.23.14

Abogado especializado en mediación en el ámbito civil y mercantil, extranjería y nacionalidad.

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Miguel Juan Roca Garcías